Sinn Féin mete presión ante la prolongada detención de su líder

Gerry Adams y Martin McGuinness,  en 1987

El Viceprimer Ministro norirlandés Martin McGuinness ha advertido que el Sinn Féin podría revisar su apoyo a la Policía si la detención continuada de Gerry Adams no se resuelve satisfactoriamente. La temperatura política se elevó considerablemente anoche después de que un juez concediera permiso al PSNI (Servicio de Policía de Irlanda del Norte) para continuar interrogando al presidente del Sinn Féin durante 48 horas más sobre el asesinato de Jean McConville en 1972.

peacemakerAnte el hecho de que el líder del SF, Gerry Adams, parlamentario en Dublín, vaya a pasar cuatro días detenido e interrogado en la comisaría de Antrim, sus compañeros de partido han reaccionado metiendo presión. Mientras sus líderes ponen en duda el desarrollo del proceso de paz, en el Muro Internacional de Falls Road (en Belfast Oeste) un mural rinde homenaje desde ayer a Adams,”pacificador, líder, visionario”. [Actualización: Esta misma tarde, una manifestación convocada por el SF ha recorrido Falls Road reclamando la libertad de su líder. Al finalizar el acto, McGuinness se ha dirigido a los asistentes, junto al mural.]

Por su parte, fuentes del Sinn Féin han puesto en duda que existan nuevas evidencias en este caso que justifiquen la detención de Gerry Adams y su prolongación en el tiempo. De hecho, el historiador Ed Moloney, autor de la investigación de la Universidad de Boston, de donde proceden las grabaciones que han reabierto el caso, entiende que será difícil relacionar a Adams con el crimen, pues los dos ex miembros del IRA que testificaron en el trabajo historiográfico, Brendan Hughes y Dolours Price, ya han fallecido. Adams siempre ha desmentido esas acusaciones amparándose en que ambos activistas republicanos se opusieron al proceso de paz y buscaban desprestigiarle.

Llamada de David Cameron
Ante el creciente malestar político, el Primer Ministro británico, David Cameron, el jueves por la noche llamó por teléfono por separado tanto al Primer Ministro norirlandés Peter Robinson como al Viceprimer Ministro Martin McGuinness, instando a recuperar la calma. La secretaria para Irlanda del Norte Theresa Villiers confirmó ayer que las llamadas fueron a iniciativa del propio Cameron. McGuinness señaló al Premier británico que había sido informado por “miembros de muy alto nivel del PSNI” que había una “camarilla dentro del PSNI que tienen una agenda diferente, una agenda negativa y destructiva para el proceso de paz y para el Sinn Féin”. La Sra. Villiers rechazó la acusación de “policía política” y añadió: “El Primer Ministro está participando con los Primer y Viceprimer Ministros norirlandeses para hacer llegar el mensaje de que trabajar juntos sobre los grandes desafíos para Irlanda del Norte sigue siendo algo de vital importancia, sin importar el resultado de este caso”.

Rechazo del ministro de Justicia del Norte y del Taoiseach irlandés
Las acusaciones de McGuinness han sido rechazadas por el resto de fuerzas políticas, como era de esperar en plena campaña electoral de municipales y europeas. El Ministro de Justicia norirlandés David Ford (del partido intercomunitario Alianza) negó que el PSNI, de su competencia, estuviera politizado contra el Sinn Féin y tuviera en su seno “fuerzas oscuras”.

Por su parte, el Taoiseach (primer ministro de la República de Irlanda) Enda Kenny ha elogiado la valentía de los hijos de Jean McConville y les instó a dar los nombres a la policía de aquellos que creían que estaban involucrados en su asesinato: “Admiro la valentía de los hijos de McConville que sabían lo que sucedió cuando su madre fue secuestrada”, dijo el líder del conservador Fine Gael. “Ahora espero que Gerry Adams, como cualquier otro ciudadano de este país, dé una información completa, exhaustiva e integral sobre lo que sabe acerca de este asesinato notorio”.

Michael, el hijo de Jane McConville, dijo que tenía miedo de dar información al PSNI, pero su hermana Helen McKendry afirmó que estaba dispuesta a dar nombres a la policía de los que ella creía que estaban involucrados.

Esta entrada fue publicada en Conflicto de Irlanda del Norte, Política irlandesa, Proceso de paz. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s