La reforma del gasto social provoca una crisis en el gobierno de Irlanda del Norte

McGuinness y SFEl partido republicano Sinn Féin retiró ayer lunes su apoyo a la reforma del sistema de bienestar social, abriendo una fisura con el sector unionista del Ejecutivo de Belfast que pone en peligro la continuidad del gobierno de coalición de Irlanda del Norte, según informa Sputnik News.

Sinn Féin acusa al Partido Democrático Unionista (DUP), de renegar de un compromiso acordado con el resto de partidos norirlandeses para proteger a los grupos más vulnerables de la población de los recortes sociales que requiere la política de austeridad del gobierno central de Reino Unido.

La reforma del sistema de bienestar fue el principal punto de discordia entre las dos principales formaciones de la todavía provincia bajo administración británica en un largo proceso de negociaciones globales, que condujeron finalmente al llamado Acuerdo de Stormont House el pasado diciembre.

La resolución del escollo facilitó créditos financieros y concesiones fiscales de Londres, que ahora quedan en entredicho debido al plante de Sinn Féin.

El viceprimer ministro Martin McGuinness advirtió que Sinn Fein votará en contra del proyecto de ley de la reforma y activó un mecanismo que supedita su aprobación en el Parlamento de Stormont al apoyo de legisladores de ambas comunidades, unionistas y nacionalistas. Los nacionalistas moderados del SDLP parecen inclinados a secundar la posición de los republicanos.

“El DUP ha actuado de mala fe y ahora está renegando de su compromiso para proteger a los más vulnerables”, señaló McGuinness antes de enumerar subsidios que sus socios de gobierno quieren presuntamente recortar. “El paquete (de reformas) protege a los niños discapacitados, adultos con severas discapacidades, enfermos crónicos y menores en familias numerosas. Ya dejamos en claro que la adopción de estas protecciones es un asunto de línea roja para Sinn Féin”, proclamó McGuinness.

Peter Robinson, líder de DUP y primer ministro del Irlanda del Norte, rebatió con dureza el “deshonesto y desmañado” comunicado del Sinn Féin. “El Acuerdo de Stormont fracasará porque esta es una cuestión clave del mismo. Y si el Acuerdo fracasa, volveremos a estar en crisis”, reconoció Robinson.

Un portavoz del primer ministro británico, David Cameron, señaló que la situación es “profundamente preocupante”.

Sinn Féin es el único partido con presencia en toda la isla de Irlanda. En la República abandera el movimiento anti-austeridad y dar su consentimiento a recortes sociales en el Norte, donde encabeza el gobierno con el DUP, puede perjudicarle electoralmente a ambos lados de la frontera.

Esta entrada fue publicada en Política irlandesa, Proceso de paz. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s