‘Maze’, una película sobre la gran evasión de presos del IRA en 1983

Netflix presenta «Maze», una película sobre la gran evasión de 38 voluntarios del IRA presos de la prisión de Maze (o Long Kesh) en 1983. La película Maze, protagonizada por Tom Vaughan-Lawlor, ha sido ampliamente elogiada por sus audiencias y críticos desde su debut inicial en los cines en septiembre del año pasado. Ahora está disponible en Netflix. La fuga de Maze es la mayor de la historia del Reino Unido, un acontecimiento legendario. Los 38 presos fugados, liderados por Gerry Kelly, que paradójicamente llegaría años después a ministro del gobierno norirlandés por el Sinn Féin, conquistaron uno de los bloques de la prisión, secuestraron un camión de basura dentro de la prisión y rompieron las puertas de la cárcel, según informa Irish Central.

cropped_Maze

El personaje principal y líder de la fuga en la película es Larry Marley, interpretado por el actor Tom Vaughan-Lawlor, conocido por su papel como Nidge en la serie de televisión Love/Hate. El antagonista es Gordon Close, el principal guardián intimidatorio de la prisión y el principal obstáculo para los planes de Marley, que es interpretado por Barry Ward. Tanto Marley como Ward provienen de lados opuestos de la sociedad de Irlanda del Norte, al pertenecer a las comunidades nacionalista y unionista respectivamente. Marley ve en esta intensa oposición entre él mismo y Close como una posibilidad de manipularlo para escapar de la prisión. Sin embargo, aunque al principio los dos parecen ser inherentemente opuestos el uno al otro, finalmente se encuentran cultivando una relación altamente improbable que les va a causar problemas a cada uno de ellos.

 

En una entrevista a The Irish Post en Londres en enero, Vaughan-Lawlor expresó que la película tuvo éxito al proporcionar comentarios en ambos lados de ‘The Troubles’ y presentar a ambas comunidades desde una perspectiva muy clara.

La película fue filmada en la prisión de Cork actualmente inactiva, a diferencia de Maze, aunque Vaughan-Lawlor describió el espacio diciendo: «Tiene historia en sus paredes y tiene una energía que realmente no se puede comprar». Vaughan-Lawlor también destacó la importancia de la fuga como una consecuencia directa de las huelgas de hambre de 1981, como descubrió durante el proceso de investigación de la película.
«Espero que la película le dé a la gente una idea de lo difícil que debe haber sido. Debe haber sido un infierno», observó Vaughan-Lawlor.

Esta entrada fue publicada en Cine, Conflicto de Irlanda del Norte, Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s