Los retos de Irlanda en 2022

No veo mejor manera de empezar el año 2022 que con un análisis que ha elaborado la agencia EFE sobre los retos que debe abordar Irlanda en los próximos doce meses.

Después de un año difícil en la aplicación de las nuevas reglas comerciales post-Brexit, la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE) seguirá planteando desafíos para las dos Irlandas en 2022, en el que se espera que Londres y Bruselas mantengan el diálogo para hallar soluciones negociadas.

EL BREXIT DE NUNCA ACABAR

El 1 de enero de 2021 debía de dar el pistoletazo de salida para la nueva relación económica entre el Reino Unido y la UE, regida por el acuerdo de Comercio y Cooperación, sellado en 2020, y por el de Retirada, firmado en 2019 y que incluía el controvertido Protocolo Irlandés.

No obstante, este instrumento, diseñado para mantener abierta la frontera entre las dos Irlandas -clave para sus economías y el proceso de paz-, impone controles aduaneros en los puertos a los bienes que llegan al Ulster procedentes de Gran Bretaña (Escocia, Gales e Inglaterra), con una nueva carga burocrática que ha provocado escasez de productos en la región y tensiones políticas.

DIÁLOGO SIN AMENAZAS

Antes estas dificultades, Londres ha demorado durante el año la aplicación de controles sobre ciertas mercancías y exige cambios en el protocolo, lo que llevó a Bruselas a presentar una serie de medidas para mejorarlo, abriendo una negociación que ha estado marcada por las amenazas británicas de adoptar medidas unilaterales e iniciar una guerra comercial con el bloque.

Las partes cierran 2021 con un tono más conciliador y el compromiso de lograr un acuerdo en 2022, todo un reto para la nueva negociadora británica del Brexit, la ministra de Exteriores Liz Truss, quien debe satisfacer las demandas de los «brexiteros» más duros, como el norirlandés Partido Democrático Unionista (DUP).

LA RADICALIZACIÓN DEL UNIONISMO

El DUP afronta un 2022 clave para mantener su posición como primer partido autonómico y principal representante de la comunidad unionista-protestante. No le han ayudado los problemas que está causando el Brexit en una región que votó mayoritariamente en contra de este divorcio en el referéndum de 2016.

Sus votantes, según las encuestas, le pasarán factura en las elecciones autonómicas previstas para la próxima primavera, si bien éstas podrían adelantarse si el DUP cumple con la amenaza de abandonar el Gobierno de Belfast, de poder compartido con nacionalistas, si Londres y Bruselas no acuerdan eliminar el protocolo y sustituirlo por otro mecanismo de su agrado.

EL FANTASMA DE LA REUNIFICACIÓN IRLANDESA

En una región donde la política es, sobre todo, tribal, y la economía no decide elecciones, el DUP defiende con uñas y dientes su preciada unión con la corona británica y entiende que la nueva barrera comercial con Gran Bretaña pone en peligro su relación con el Reino Unido, más aún cuando los nacionalistas ven el Brexit como una oportunidad para avanzar en su objetivo histórico, la reunificación de Irlanda.

En este contexto, el Sinn Féin, antiguo brazo político del ya inactivo IRA, podría convertirse, por primera vez en la historia del Ulster, en la formación más votada y el DUP podría, incluso, verse adelantado por otros partidos unionistas.

2022, AÑO DE PAZ

El principal riesgo para Irlanda del Norte en 2022 es la inestabilidad institucional. Londres, Belfast y Dublín son muy conscientes de que el vacío político podría ser aprovechado por los grupos paramilitares que aún operan en la provincia para lograr sus objetivos.

Grupos armados unionistas ya estuvieron detrás de los graves disturbios provocados por jóvenes protestantes el pasado abril, los peores en años, y llegaron a retirar su apoyo al proceso de paz, mientras que los disidentes del IRA, opuestos a la vía democrática, siguen en pie de guerra contra el Reino Unido.

CAMBIO DE GOBIERNO EN LA REPÚBLICA DE IRLANDA

Desde Dublín, el Gobierno irlandés, de coalición entre centristas, democristianos y verdes, seguirá muy de cerca las negociaciones del Brexit y los acontecimientos en el norte. Sabe que cuenta con el apoyo de toda la UE, que los cambios en el protocolo no crearán una frontera dura en la isla y que Bruselas mantendrá ciertas líneas rojas, como la autoridad de la Justicia comunitaria en Irlanda del Norte, a la que se opone Londres.

La posición de Dublín sobre estas cuestiones de interés nacional no cambiará aunque se produzca un relevo al frente del Ejecutivo, previsto para finales de 2022. Después de las elecciones generales de 2020, el centrista Fianna Fáil y el democristiano Fine Gael acordaron, con vistas a evitar un gobierno del Sinn Féin -el más votado-, repartirse el puesto de primer ministro. Así, Leo Varadkar sustituirá a Micheál Martin.

DESAFÍOS FISCALES PARA IRLANDA

Además de los retos que plantea el Brexit, el Gobierno irlandés debe afrontar el próximo año un cambio sustancial en la política de baja fiscalidad que tantos beneficios ha reportado al país desde 2003, atrayendo a un gran número de multinacionales, sobre todo tecnológicas.

Tras años de tensiones con sus socios comunitarios, que consideraban esta política como competencia desleal, Dublín aceptó en octubre sumarse al acuerdo internacional de la OCDE sobre fiscalidad para elevar su impuesto de sociedades desde el 12,5 % actual al 15 %.

MENOS INGRESOS PARA LA TRANSICIÓN ECOLÓGICA

Con el cambio de fiscalidad, Irlanda prevé que dejará de ingresar unos 2.000 millones de euros en 2022, aunque espera compensarlo, por ejemplo, con un aumento del comercio con Irlanda del Norte, uno de los efectos positivos del Brexit.

Así, confía en mantener su alto ritmo de crecimiento del PIB, que estima será de entre el 4 y el 5 % en 2022, gracias, entre otros factores, al repunte de las exportaciones y el empuje de la demanda interna tras el fin de los confinamientos por la pandemia y el éxito de la vacunación en Irlanda, donde más del 90 % de los adultos están inmunizados.

Con estos mimbres, Dublín quiere dar pasos importantes el próximo año para reducir la dependencia de los combustibles fósiles, con vistas a que el 80 % de la electricidad proceda de renovables para 2030.

LA RECUPERACIÓN DEL TURISMO Y LA AVIACIÓN

Después de casi dos años de pandemia, la hostelería y el turismo son dos de los sectores más castigados de la economía irlandesa. Las autoridades confían en que su progresiva recuperación vaya de la mano con el repunte de los viajes internacionales, en los que juega un papel destacado la aerolínea irlandesa Ryanair, líder en Europa del bajo coste.

La compañía registró una pérdida neta de 815 millones de euros en el pasado ejercicio fiscal (2020-21), el «más difícil» en sus 35 años de historia. Aunque en el segundo semestre hubo señales de recuperación gracias al avance de la campaña de vacunación, la aparición de ómicron lleva ahora a Ryanair a situar las pérdidas en el próximo ejercicio entre los 250 y 450 millones de euros.

EL FÚTBOL IRLANDÉS, EL HERMANO POBRE DEL RUGBY

El fútbol irlandés añora los éxitos logrados en la pasada década de los 90, hace demasiado tiempo. La selección nacional fracasó este año en su intento por clasificarse para el Mundial de Catar 2022, pero acabó la fase con buenas sensaciones, lo que afronta con optimismo su próxima participación en la Liga de las Naciones, puerta de entrada para otros grandes torneos continentales, como la Eurocopa. Igual sucede con los clubes de la liga irlandesa de fútbol (semiprofesional), que no mete a un equipo en alguna de las competiciones europeas desde 2020.

El contraste lo ponen los equipos irlandeses de rugby, siempre punteros en Europa, y la selección nacional. Después de quedar tercero en el pasado Seis Naciones, el combinado verde, en proceso de renovación, parece que ha dado de nuevo con la tecla, como lo demostraron en los test de otoño derrotando en Dublín a los todopoderosos All Black. Irlanda es firme candidato a ganar en 2022 el Seis Naciones.

Esta entrada fue publicada en Actualidad de Irlanda, Política irlandesa. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s