100 años después, el 55% de los norirlandeses prefiere una Irlanda unida a un Brexit duro

United Ireland 32Ayer, 14 de diciembre, se cumplieron 100 años de unas elecciones que cambiaron la Historia de Irlanda. Cuando se quiere buscar un ejemplo sobre cómo convertir una convocatoria electoral ordinaria en un plebiscito, hay que referirse a las elecciones generales británicas del 14 de diciembre de 1918. Tras la I Guerra Mundial, el mapa político irlandés cambió para siempre. La ciudadanía irlandesa decidió castigar en las urnas la brutal represión desatada por Londres tras el fallido Levantamiento de Pascua de 1916, respaldando a los candidatos republicanos que concurrieron bajo las siglas del Sinn Féin. La voluntad popular se expresó de forma inapelable: el Sinn Féin obtuvo un triunfo abrumador con el 70% de los votos. El antiguo partido mayoritario, el autonomista Partido Parlamentario Irlandés (IPP), sufrió una debacle y quedó reducido a solo 6 escaños, mientras los Unionistas lograron 26 (22 de ellos en la provincia septentrional del Ulster). Los 73 escaños restantes correspondieron al Sinn Féin, que se encontró absolutamente legitimado para no acudir a Westminster y constituir un Parlamento rebelde en Dublín. Luego vinieron la guerra de independencia, el tratado de paz angloirlandés, la guerra civil, la partición de la isla y la independencia de los Veintiséis Condados.

El 55% de los norirlandeses prefiere una Irlanda unida a un Brexit duro

SFYouth fronteraAhora, un siglo después, las peripecias del Reino Unido con respecto al Brexit podrían contribuir a poner punto final a la partición. Mientras el gobierno británico no consigue concitar un apoyo mayoritario en torno a una salida de la UE pactada con Bruselas, la posibilidad creciente de que el Brexit devuelva una frontera dura en mitad de la isla de Irlanda ha disparado las expectativas de los partidarios de la reunificación irlandesa. Según la última encuesta de Lucid Talk para The Times, el 55% de los norirlandeses preferiría incorporarse a una Irlanda unida que seguir en el Reino Unido si se produjera un Brexit sin acuerdo. En ese caso, incluso el 11% de los unionistas optarían por la unidad irlandesa. Enfrente estaría el 42% de los encuestados, que preferiría seguir siendo parte del Reino Unido, mientras que el 3% se mantenía indeciso.

La encuesta muestra que la convocatoria de un referéndum sobre la unidad irlandesa (el border poll recogido en el Acuerdo de Viernes Santo y que la presidenta del Sinn Féin Mary Lou McDonald está reclamando en caso de que termine produciéndose un Brexit duro) ya no es un tabú para la sociedad de Irlanda del Norte. Al 19% de los encuestados les gustaría que se convocara muy pronto. Al 25%, dentro de los próximos cinco años. Y al 12% durante la próxima década. Un 17% situó la convocatoria en un futuro lejano. Solo el 29% rechazó en todo momento cualquier referéndum sobre la partición.

En caso de que saliera adelante el acuerdo sobre el Brexit que ha pactado la Premier británica Theresa May con la Unión Europea, la encuesta prevé un empate técnico: el 48% votaría por permanecer en el Reino Unido, mientras que otro 48% optaría por una Irlanda unida.

La encuesta también analizó si los residentes de Irlanda del Norte apoyarían un segundo referéndum sobre el Brexit: el 83% de los nacionalistas y el 27% de los unionistas apoyarían una nueva convocatoria, obviamente con la intención de permanecer en la UE. Recordemos que, en el referéndum sobre el Brexit celebrado el 23 de junio de 2016, en Irlanda del Norte ganó la permanencia en la UE por un 55,8% frente al 44,2%.

Una de las conclusiones de esta encuesta encargada por The Times es constatar el divorcio existente entre el partido mayoritario, el DUP, y la sociedad norirlandesa y, específicamente, la comunidad unionista a la que representa. A pesar de que Arlene Foster, la líder del DUP, anunció que sus 10 parlamentarios en el Parlamento de Westminster no apoyarán el acuerdo de la Premier May, el 26% de los unionistas cree un error no respaldar un Brexit pactado. Aún más, el 38% de los electores unionistas no están de acuerdo o están muy en desacuerdo con las tácticas del Partido Democrático Unionista (DUP).

Como sospechábamos algunos hace un tiempo, la apuesta del Reino Unido por abandonar la Unión Europea puede suponer a la postre el propio final del Reino Unido. Una frontera dura que divida otra vez la isla de Irlanda impulsará la reunificación irlandesa por vías pacíficas y democráticas. La pelota está en juego. Seguiremos informando.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Historia de Irlanda, Unidad irlandesa. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s